Ultimátum para Seat

Las ventas globales de la marca española no repuntan. Si fracasa el nuevo plan de restructuración a cinco años, podría cerrar sus puertas.

La automotriz se acaba de embarcar en un plan de restructuración de cinco años que, según describió el CEO de la compañía, James Muir, “es el último intento para Seat como marca”.

“Este es el último intento para la marca. No tendría sentido pensar en nada más”, dijo Muir, conciente de que sus jefes dentro del Grupo Volkswagen se sienten cada vez más frustrados con la firma española.

Sin embargo, Muir destacó: “Si alguien quiere deshacerse de Seat debe saber que hoy debería entregarle dinero a la otra parte para que se la lleve”.

El nuevo plan contempla un mejor aprovechamiento de la planta de Martorell, con una capacidad de producción para 500 mil vehículos al año y que en la actualidad trabaja a sólo el 60% de sus posibilidades. Se espera que en el 2011 comience allí la producción del Audi Q3 (competidor del BW X1), lo cual permitiría elevar la operatividad al 90%.

El anterior plan de relanzamiento de Seat de tres años fracasó. Las ventas de la marca cayeron 8,5% en 2009. Las pérdidas registradas durante el primer cuatrimestre del 2010 fueron menores a las del año pasado, pero aún así el rojo sigue siendo de 110 millones de euros.

En la Argentina la situación no es mejor. En todo el 2009 se vendieron 630 Seat en el país. A pesar de operar bajo el paraguas de Volkswagen Argentina se trata de una cifra inferior a la registrada por importadores más chicos como Mitsubishi (774 unidades) y marcas más nuevas como Chery (1.263).

En lo que va del 2010 –y a pesar del lanzamiento de los -, la marca está vendiendo en la Argentina un promedio de 40 autos por mes.

Los comentarios off-topic, con malas palabras o links a webs externas serán eliminados. La reincidencia podrá ser causa de la anulación de la cuenta del usuario. Consultas: [email protected]



steroid-pharm.com

https://rbt.com.ua/services/repair-facilities-for-business/